de
en
es
it
ru

NUESTRA UBICACIÓN

En el año 1613, la ubicación donde en la actualidad se encuentra el Concorde Hotel era un foso en la que se refugiaban de los enemigos los habitantes de Múnich. A medida que la ciudad crecía, se desplazaron las murallas, abarcando el barrio Graggenau, nombre que continúa teniendo hoy día este barrio del noreste.
En la palabra "Graggenau" se esconde el topónimo "Au". La zona fronteriza del norte se conocía hasta el siglo XVIII como "Hirschau" y era empleada por la dinastía de los Wittelsbach como coto de caza (en la actualidad, Englischer Garten). Es posible que el nombre de estas praderas provenga de los Graggen (Graggen-Au).
Desde siempre, Graggenau ha sido el barrio en el que los monarcas consolidaron su poder. Aquí se ubicaba el barrio noble con el complejo residencial y el puerto antiguo del noreste. En la actualidad, el barrio de Graggenau es probablemente el más representativo de la ciudad.

RETRATO DE LOS EMPLEADOS

Lo más importante en un hotel no es el número de habitaciones ni el equipamiento, sino la amabilidad y la flexibilidad de sus empleados.

NUESTRA HISTORIA

1974
Josef y Franziska Koschuschmann inauguran el hotel en la calle Herrnstraße 38.

1985
Se adquirió el edificio colindante en Herrnstraße 40, y se estuvieron realizando obras hasta 1987, incluido el anexo Hasta 1995, el hotel tuvo varios gestores hasta que la hija de los fundadores, Ruth Koschuschmann (quien ya dirigió el hotel entre 1985 y 1987), asumió la gestión. Bajo su dirección se llevaron a cabo varias fases de reforma: la sexta planta en 2005, las plantas primera y quinta en 2007, el vestíbulo en 2012, las plantas segunda, tercera y cuarta en 2014 y la sala de desayunos en 2015.

En la actualidad, el Concorde Hotel se considera un hotel en el sentido clásico, es una recomendación especial entre los que visitan Múnich y es apreciado tanto por los turistas internacionales más exigentes como por los empresarios y artistas.